lunes, 28 de julio de 2014

Tu joya basada en tu propio dibujo


Queremos dedicar el post de hoy a explicar el proceso de trabajo de un anillo por encargo a partir de un dibujo.
Este chico nos escribió contándonos que quería hacer un anillo con su propio logotipo para él y sus hermanos. Una pieza con su diseño y su apellido, que serviría como sello de identidad.
Recibimos un dibujo muy bien hecho y con todo detalle, una cruz con una rosa central y debajo la palabra “Cruz”, apellido de los hermanos. No solo eso sino que nos dibujo como quería que fuese el lateral del anillo.
Este tipo de encargo es una joya que no se puede realizar directamente sobre el metal, sino que requiere de un modelaje previo. Esto es así por la dificultad del dibujo y la precisión de en los pequeños detalles como las hojas o la rosa central. 





En este caso decidimos hacer un modelaje 3D por ordenador, una técnica cada vez más extendida ya que permite hacer cualquier diseño, por muy complicado que sea.
Con este método, el cliente puede visualizar la pieza antes de pasarse a metal, además de poder ir modificando los detalles a su gusto. Lo que verá en pantalla será una imagen igual que lo que tendrá en sus manos.
Tras este proceso, el diseño se pasó a metal, en este caso plata, y se le dió el acabado perfecto.
El resultado fue este impresionante y enorme anillo de 35 gramos de peso. Un reflejo de su dibujo en una pieza de joyería.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario